Qué es la imagen corporativa y por qué es importante para tu empresa

¿Qué factores hacen que unas empresas tengan éxito y otras se queden a medio camino, pese a ofrecer a los clientes los mismos productos? Sin duda, hay muchos aspectos que pueden influir en el triunfo de un negocio, y la imagen corporativa es uno de ellos. Gracias a ella la empresa es capaz de transmitir la personalidad y los valores que la definen y conseguir que el cliente se sienta identificado. Pero, ¿qué es la imagen corporativa y para qué sirve? Te contamos cómo puede ayudarte a que tu marca destaque entre la competencia. 

¿Qué es la imagen corporativa? 

Básicamente, la imagen corporativa ha de mostrar lo que somos, lo que hacemos y cómo lo hacemos. Por ello, es uno de los aspectos más importantes que ha de cuidar una empresa.

Según el  BusinessDictionary, la imagen corporativa o imagen de marca de una empresa se refiere a la imagen que se genera en la mente de un usuario cuando éste escucha o ve algo sobre la misma. Por lo tanto, hace referencia a la percepción que tienen los consumidores con respecto a un producto, servicio y/o empresa.

Puede decirse que la imagen corporativa es la cara que se quiere mostrar al público o como una empresa quiere que se le reconozca. Como sabemos, cada vez es más difícil competir en el mercado y es necesario valerse de herramientas que permitan empatizar con el público para conseguir que finalmente nos elija. La imagen corporativa es una de ellas.
 

¿Qué factores influyen en la imagen corporativa?

Son muchos los factores, tangibles e intangibles, que conforman una determinada imagen de marca. Estos son algunos de los más importantes:

  1. Nombre de la empresa: es la primera impresión que los clientes reciben de una empresa. Se recomienda que tenga relación con la actividad comercial y que sea lo suficientemente llamativo como para generar interés. También que sea breve y fácil de recordar. 
  2. Logo: debe transmitir la idea del negocio y considerar tanto el target al que se dirige la empresa como sus competidores. Tiene que ser comprensible por el público y atractivo para los potenciales clientes. Además, a nivel de imagen debe llamar la atención y cuidar el diseño. 
  3. Eslogan: tiene que ser innovador, creativo y, a la vez, hablar de los beneficios del producto. Es el resumen de tu lema, lo que define a tu marca, por lo que debe ser significativo y estar cargado de ingenio. 
  4. Tipografía y colores: aunque pueden parecer menos importantes, el tipo de letra y los colores también sirven para comunicar. Cada elección tiene un significado que debe identificar e ir acorde con la marca. 
  5. Web: además de ser una herramienta fundamental para las labores de marketing en la era digital, la página debe responder a los mismos principios del logo, el eslogan, la gama cromática elegida o el lenguaje. De lo contrario, no tendría sentido para construir la imagen corporativa que buscamos.
  6. Valores: la imagen corporativa no solo son aspectos tangibles, sino que también son los valores que la identifican. Cuanto más se identifiquen los clientes con los valores de la marca, mayores será el beneficio de la empresa en los aspectos comunicativos y de imagen.
  7. Historia y reputación: la reputación de las empresas por todos los errores o actos positivos realizados durante su historia influirá de forma notable en una buena o mala imagen de marca. 

 

Cómo crear una buena imagen de marca

Como ya hemos visto, la imagen corporativa ayuda a que los clientes identifiquen de manera más eficaz tu marca y la diferencian del resto de las empresas del sector, pero ¿cómo conseguimos esto? 

  • Inspírate en los objetivos y valores de tu marca: lo primero es pararse a pensar.  Es necesario que exista concordancia entre lo que el negocio es, sus valores y sus objetivos y  lo que le diferencia de la competencia. Todo esto se deberá plasmar lo mejor posible en la imagen corporativa.
  • Crea un buen diseño: es importante hacer un diseño coherente con los objetivos y valores de la marca, pero que sea a la vez atractivo y capte la atención del público. 
  • Da más importancia a los actos que a las palabras: una de las partes más significativas e influyentes de la imagen corporativa son las acciones. Es importante seguir unos buenos estándares éticos y preocuparse por llevar a cabo actos con los que los clientes se sientan identificados. 
  • Cuida la comunicación: la comunicación es mucho más importante de lo que se piensa y a menudo es una de las partes más descuidadas en las empresas. Hay que pensar a qué público nos dirigimos y cuál es el mensaje que queremos lanzar. 

 

Importancia de la imagen corporativa para la empresa

La percepción que los clientes tienen de nuestro negocio es muy importante para tener éxito en una empresa. Y la imagen de marca es fundamental en este sentido. Pero, ¿cuáles son sus beneficios y para qué sirve? 

  1. Genera afinidad con la marca: la imagen corporativa tiene un efecto sobre las personas, que pueden identificarse con lo que representa. Genera una afinidad entre el público y la empresa que va más allá de lo que vendes. 
  2. Destaca sobre la competencia: una buena imagen corporativa hará que tu cliente confíe en ti y se sienta identificado contigo, por lo que es más fácil que se convierta en tu cliente y te elija entre la competencia. 
  3.  Aumenta la fidelización: tener consumidores leales es el objetivo de cualquier empresa, ya que esto significa también mayor número de ventas. Una buena imagen de marca permite tener admiradores, que no solo hablarán bien de ti a otros, sino que también se convertirán en clientes fieles. 
  4. Facilita el proceso de ventas: el vendedor no tendrá que convencer al cliente de tus beneficios, pues el mismo ya los conoce y confía en ellos. Aumentarás la conversión de ventas y tus beneficios. 
  5. Da valor a tu marca: cuando una empresa tiene una buena imagen corporativa significa que el consumidor le está otorgando valor a sus productos o servicios. Si el cliente confía en ti y vincula tu marca a valores como calidad, profesionalidad y competencia, también estará dispuesto a pagar más por aquello que ofreces. 
  6. Mayor confianza por parte de los empleados: los trabajadores podrán confiar más en una empresa que es coherente con los valores que representa. Y esa confianza se traducirá en un mejor desempeño del trabajo por su parte. 

 

Ahora ya sabes qué es la imagen corporativa y cómo de importante es para crear en el público una percepción positiva sobre tu empresa. En Trazada diseñamos un plan de marketing digital, adaptado desde el primer momento a tus objetivos y la idea que quieres transmitir, garantizando así los mejores resultados. ¿Quieres diferenciarte de la competencia y conectar con tus clientes potenciales? Contacta con nosotros

COMPARTIR ESTE ARTICULO:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *