analitica web

analitica web

Analítica Web en la toma de decisiones de las empresas

Según el estudio de Amplitude (Crecimiento, análisis y tecnología móvil para empresas), un 86% de las empresas encuestadas aseguran que la Analítica Web es determinante a la hora de tomar decisiones. Su importancia va en aumento y por ello se está invirtiendo cada vez más presupuesto en formar profesionales que sepan utilizar herramientas de análisis y sean capaces de procesar grandes cantidades de datos.

La encuesta trata de resolver diferentes preguntas que puedan ayudar a comprender los hábitos y preferencias de consumo de los usuarios. Para ello se trata de descubrir el papel que juega la analítica dentro de una empresa, cómo es el usuario del 2016 o cuáles son las complicaciones con las que se encuentra el personal, a la hora de procesar los datos que les llegan a sus departamentos.

Perfil del encuestado

Para llevar a cabo el estudio se ha encuestado a 150 personas con diferentes cargos en sus empresas. Estos van desde ejecutivos de nivel C a directores y gerentes de producto, marketing, etc. Se trata de personas acostumbradas a tomar decisiones estratégicas y en las que recae una gran responsabilidad. El 86% del total ven en el análisis de datos su principal recurso para impulsar el crecimiento de sus negocios.

Herramientas en las que se apoyan

En el terreno de las herramientas de análisis nos encontramos con que un 90% utilizar herramientas externas, un 9% utiliza herramientas internas y externas y tan solo un 1% utiliza herramientas creadas exclusivamente para sus negocios.

El elevado porcentaje de encuestados que utiliza herramientas externas provoca que haya que utilizar diferentes soluciones para descifrar todo tipo de datos. De esta forma, un 60% utilizan dos o más herramientas, mientras que los que utilizan soluciones personalizadas simplifican significativamente los diferentes procesos de análisis.

Inconvenientes de la Analítica Web

Los mayores inconvenientes a los que se enfrentan las empresas, a la hora de utilizar la Analítica Web en sus negocios, son la inversión económica que hay que llevar a cabo y el uso de algunas herramientas que, probablemente por falta de preparación, resultan complicadas para muchos a la hora de analizar y estructurar los datos que reciben.

Gran parte de los encuestados desearían trabajar con herramientas más accesibles y sencillas en su uso a nivel general. La necesidad de trabajar con una sola herramienta, que les permita extraer todo tipo de conclusiones, va a provocar en 2016 un impulso en este sentido. No tardaremos mucho en encontrar herramientas más sofisticadas que simplifiquen los diferentes procesos de análisis para las empresas, haciendo más fácil la comprensión a la hora de estudiar el comportamiento de los usuarios.

Imagen: Flickr

Utilizar la Analítica Web para potenciar los contenidos

Internet ha revolucionado el mundo y también los negocios de una manera que ya no tiene vuelta atrás. En este nuevo contexto, una de las claves más importantes de cara a encontrar un hueco y por tanto, gente interesada en tu marca o producto, es el contenido. El contenido articula un puente entre lo que el potencial cliente quiere y lo que la empresa ofrece.

Hoy veremos cómo utilizar la Analítica web para potenciar los contenidos que la empresa genera y para impulsar, en último término, los objetivos de la misma.

Google Analytics y los contenidos

Después de analizar las formas de medir la lealtad de los clientes y demostrar el valor del SEO con esta herramienta,  conocer sus procesos se hace vital. Uno de los apartados de Google Analytics que debemos manejar para este fin es el de ‘Comportamiento‘, que hace referencia a cómo actúan los usuarios. Además de una zona donde se analiza el contenido, también se puede ver la velocidad a la que carga la página, el comportamiento de los usuarios respecto a la publicidad o el análisis de un evento creado al efecto. Pero lo que nos interesa en este caso es la pestaña ‘Contenido del sitio‘.

En la primera sección, ‘Todas las páginas’, podremos darnos cuenta de cuáles son las páginas más visitadas, con cuántos números de visitas, cuánto tiempo están en la web los usuarios para ver este contenido en concreto y otros detalles como el porcentaje de rebote, que nos dice si los usuarios han visto esta página y se han ido, o se han quedado y han visto otras páginas del site.

En este primer momento, ya tendremos mucha información para analizar y sacar conclusiones. ¿Cuáles son las páginas más visitadas? ¿Alientan a los usuarios a visitar otras páginas de la web? ¿Qué páginas tienen menor porcentaje de rebote? Si se trata de un artículo y tiene muchas visitas, que luego por ejemplo dirigen a una página de compra donde se convierte, quizás deban hacerse artículos sobre ese mismo tema que alienten de nuevo a los clientes a comprar.

Por otro lado, para que haya una buena experiencia de usuario y este visite otras páginas, también es necesario enlazar bien internamente y quizás la herramienta apunte a aquellas páginas que no lo están haciendo correctamente. Así también se reducirá el porcentaje de rebote.

La siguiente pestaña, ‘Desglose de contenido‘, nos permitirá ver el tipo de página que más visitas recibe, separando las páginas individuales de aquellas categorías o etiquetas que mayor tráfico reciben. Así sabremos si nuestra estrategia de estructurar la información está teniendo éxito o, si por el contrario, deberemos introducir modificaciones para ir en el buen camino.

Todos estos pasos vendrán muy bien para saber qué contenido funciona, cuál podemos potenciar y detectar errores que quizás debemos reconducir. De lo que no hay duda es de que la Analítica web sirve para analizar los contenidos y seguir mejorando para llegar a nuevos clientes.

Analítica web: Imprescindible para optimizar procesos

Si hay una ventaja que ofrecen los entornos online respecto a los modelos tradicionales es que podemos medir todos los movimientos registrados en nuestro portal digital. La Analítica Web se convierte, por tanto, en una necesidad para los negocios online, imprescindible para optimizar los procesos en los que estamos inmersos e intentar mejorar nuestro fin último: en la gran mayoría de casos, las ventas.

Pero, ¿qué debemos medir para mejorar los procesos que tienen lugar en nuestra página web? ¿Cómo interpretar estos datos para llevar a cabo mejoras y aumentar nuestras ventas? Es importante que dividamos nuestra actividad y su medición en tres grandes bloques: los usuarios, su comportamiento y el retorno web.

 

Los 3 pilares de la Analítica Web

En un primer momento, debemos conocer a nuestros usuarios. ¿Qué perfil de gente nos visita? ¿Qué edad, de dónde proceden y qué dispositivo usan los visitantes de tu página web? A continuación, es importante valorar cómo se comportan en el site: de qué webs proceden, qué les llama la atención y qué páginas visitan. Por último, será importante conocer el retorno del tráfico analizado anteriormente: ¿Cuántos usuarios llegan realmente a convertir? ¿Sobre qué páginas?  ¿Qué ingresos se obtienen por cada canal? ¿Cuántos formularios finalmente no llegan a su objetivo?

De la extracción de este tipo de datos y su análisis podrán venir determinadas conclusiones que nos llevarán a realizar mejoras. Por ejemplo, si la gran mayoría de usuarios visita una página porque se interesa por ese contenido pero no convierten, ¿por qué no incluir una llamada a la acción para advertirles de que pueden comprar también un producto relacionado? Si muchos usuarios convierten procediendo de una determinada página, ¿por qué no impulsarla en los canales de contenido de la empresa?

No obstante, en otros temas que tengan que ver con el diseño, no debemos dar por sentado las soluciones y debemos diseñar test A/B para definir cuál será el mejor modo de que los usuarios conviertan. E incluso, para situaciones en las que veamos clara la solución, podrá haber diferentes vías de implementar una mejora.

En este último caso, se puede encontrar una empresa que haya analizado sus datos y vea, por ejemplo, que los usuarios que compran a través de dispositivos móviles han crecido un 30%. ¿Cuál será la mejora que se llevará a cabo? Habrá diferentes posibilidades: crear una app para que cualquier usuario pueda descargarla y comprar el producto; crear un portal móvil para que se adapte a estos usuarios; o generar un diseño responsive que responda a las expectativas de los consumidores.

De lo que no hay duda es que debemos conocer nuestro negocio para poder optimizar las ventas.

 

Pasos para tomar las decisiones adecuadas en Analítica Web

Cada vez más, las empresas online están concienciadas de la importancia de la Analítica Web. Con esta disciplina, se entienden los números del negocio y se pone atención en el proceso de compra. Así, podrán realizar cambios que impulsen la conversión, uno de los mayores objetivos de las compañías. Pero, ¿cómo saber si estamos analizando lo que debemos? ¿Cómo interpretar estos datos? ¿Importa más la calidad o la cantidad? Hoy veremos diferentes pasos para tomar las decisones adecuadas en Analítica Web.

En primer lugar, debemos intentar no centrarnos en aquellas métricas que dan una imagen de poderío a la empresa pero que, de cara al análisis de datos, no aportan mucho. Entre ellas, están las visitas, las páginas vistas, los visitantes únicos, los fans en Facebook y en otras redes sociales, el número de emails abiertos o de descargas. Todas estas métricas son bastante apreciadas por las empresas, porque dan números llamativos, pero dicen poco del comportamiento de los usuarios, de dónde puede haber un problema de conversión o de la causa de una mejora.

Entonces, ¿qué debemos medir? La respuesta es todas aquellas métricas consideradas “accionables”, esto es, aquellas que nos permiten saber cómo están funcionando las acciones que llevamos a cabo y, sobre todo, si están ayudando a la consecución de nuestras metas. Por ejemplo, está bien que 200 personas abran un email, pero lo realmente importante es cómo se comportan los usuarios que lo abren; si invierten tiempo en leer acerca de nuestra compañía y, ante todo, si llevan a cabo otras acciones que estén relacionadas con nuestras metas. En esta información estará la clave de si a tus usuarios les gusta tus contenidos, si lo estás haciendo bien o si debes cambiar la estrategia.

Otro paso para tomar decisiones adecuadas en Analítica Web es ocuparte de una métrica cada vez. Esto es, dedicar tu tiempo completamente a una variable y realizar pormenorizadamente el proceso de análisis. Por ejemplo, si tu negocio es un eCommerce, lo más adecuado es que te centres en el abandono del carrito de la compra y analices el comportamiento de los usuarios en este momento de la compra. Una vez resuelta esta prioridad, podemos continuar con otras variables.

El último proceso es ensayar varias diferentes estrategias antes de llevar a cabo las mejoras en las diferentes variables. Debes tomarte tu tiempo para anotar ideas potenciales para mejorar tu rendimiento. No siempre hay una única vía para mejorar un solo problema. La forma más sencilla de saber qué es lo que mejor funciona es llevar a cabo un test A/B, con un formulario inicial y otro modificado introduciendo las mejoras oportunas. Los dos estarán online para dar a conocer cuál de ellos resulta mejor. En ese punto, ya solo quedará introducir las mejoras pertinentes y esperar mejores resultados. ¿Cómo saberlo? Analizando de nuevo y comparando.

KPIs básicos de Analítica Web

Una vez que tienes instalado Google Analytics en tu web y empiezas a ver gráficos y porcentajes, ¿sabes realmente qué están midiendo y cuáles son a los que tienes que prestar más atención?

KPIs que debes conocer

Lo importante no es tener muchos datos, sino saber interpretarlos, para lo que vamos a explicar los KPIs básicos que tienes que empezar a analizar y que están indicando cada uno de ellos:

  • Visitas: Se trata del número total de veces que los usuarios han visitado tu web. Aquí se cuenta cada visita, tanto si el usuario ha visitado la web anteriormente como si no.
  • Visitantes únicos: Hacer referencia a los usuarios que visitan tu web. Al contrario que en las visitas, si un mismo usuario nos visita varias veces, sólo es contado una vez.
  • Tasa de rebote: Este es un indicador clave y al que hay que prestar una atención especial. Si es elevado, indica que algo no está funcionando bien en la web, como por ejemplo un tiempo de carga muy elevado o que el contenido que se muestra no cumple las espectativas del visitante. Por lo tanto, cuanto más bajo es la tasa de rebote, mejor.
  • Fuentes de tráfico: Para conocer cómo nos está encontrando la gente, este es el informe a consultar. Las fuentes de tráfico se dividen en:
    • directo: Ocurre cuando el usuario introduce directamente la url de la web en su navegador (o lo tiene guardado en favoritos). Un tráfico directo elevado suele indicar un alto grado de fidelización o una gran campaña en medios offline, puesto que los usuarios deben conocer de antemano la dirección de la web.
    • de referencia: Es el tráfico que proviene de otras webs que enlazan a la nuestra. Dentro de este tráfico está el que recibimos de las redes sociales.
    • buscadores: Si los usuarios han llegado hasta la web a través de búsquedas en los principales buscadores, esas visitas se incluirán en esta fuente de tráfico. Además aquí se pueden discriminar las visitas de búsquedas orgánicas (por SEO) de las de pago (por SEM).

Ahora que tienes claro en qué debes empezar a fijarte, recuerda que puedes comparar distintos periodos de tiempo para poder ver la evolución de estos KPIs.

Cómo convertirse en socio certificado de Google Adwords

La alta cuota de mercado de Google dentro de los buscadores, que en España es de alrededor de un 97%, convierte a Google Adwords en uno de los sistemas preferidos de muchas empresas para anunciarse en Internet. Los negocios con bajos presupuestos suelen realizar un uso básico de esta herramienta, que pueden gestionar de forma interna, pero las campañas con presupuestos mayores necesitan ser planteadas y llevadas a cabo por especialistas para sacar el máximo rendimiento de cada euro invertido.

El número de productos que Google ofrece en su red de anuncios ha aumentado en los últimos meses y las empresas interesadas en publicitarse mediante este sistema se aseguran de contratar a profesionales que tengan los conocimientos adecuados para administrar correctamente el presupuesto que se les confía. Por esta razón, muchas de ellas recurren a elegir a personas o agencias pertenezcan al programa de socios certificados de Google Adwords.

Tanto si se trata de un profesional independiente como de una agencia digital, el primer requisito que debe cumplirse para poder pertenecer al programa es superar los exámenes de la certificación y aceptar los términos y condiciones de la compañía. Para obtener la acreditación, deben realizarse dos test: el examen de fundamentos de la publicidad en Google y uno de los tres que recogen los conocimientos avanzados. El segundo examen hace posible profundizar en los conocimientos para un área específica dentro de la administración de campañas en Adwords y por ello, debe escogerse en función de lo que se quiera ofrecer a aquellas empresas que deseen contratar nuestros servicios. Los temas que se tratan en los test avanzados son:

  • Conceptos avanzados de la publicidad en búsquedas
  • Publicidad en display
  • Conocimientos avanzados sobre informes y análisis

Una vez que se han superado los exámenes y se cumplen los criterios requeridos por Google, se puede solicitar la inclusión en el programa para que las empresas que busquen ayuda especializada para sus campañas puedan encontrarnos fácilmente.