Los eventos en versión online - Blog Trazada Marketing
aaa2

Los eventos en versión online

Los eventos siempre son motivo de conversaciones. Empiezan y acaban. Dan que hablar. Por naturaleza, es algo inherente al concepto. La cuestión es, ¿y los eventos en versión online? En el mundo del SMM, de un tiempo a esta parte, vienen generando polémica. No es nada nuevo que se comente sobre su efectividad en diversos foros, y los debates den para horas y horas de encuentros y desencuentros.

En esta ocasión, voy a poner un ejemplo concreto: el de Ceres, Entidad Pública de Certificación, para la que trabajamos, que permite autentificar y garantizar la confidencialidad de las comunicaciones. En torno a ésta organizamos #CeresOnline. Un encuentro de bloggers del sector de autónomos, emprendedores y otras personalidades influyentes de diversos ámbitos del mundo 2.0.

#DiezConsejosparaunEvento2punto0Eficaz

  1. Creatividad, creatividad y más creatividad. Con tanto evento 2.0. por todas partes, todos queremos tener uno o unos cuantos de estos, cada vez se vuelve más complicado sorprender. Este factor se vuelve clave de cara a su difusión: si sorprende, se compartirá (viralidad > directamente proporcional a la creatividad).
  2. No olvidar quiénes somos en ningún momento. No podemos perder la seriedad si fuera ésta la característica más destacable de entre las nuestras, y viceversa. Porque hayamos visto un evento genial de una marca X, no podemos hacer algo parecido si no podemos permitírnoslo. Sería como asistir a una boda yendo vestido con bañador. Hay que ser elegante siempre, pero no queda bien “disfrazarnos” de lo que no somos, ni seremos. Y ser consecuentes no está reñido con dosis elevadas de creatividad.
  3. Mimar la puesta en escena. Si se opta por un formato que implique una presentación, contar algo, sea lo que sea que queramos comunicar, hay que destacar al comenzar el discurso, rompiendo con lo que esperábamos para conseguir algún efecto en nuestro auditorio o receptor.
  4. Bidireccionalidad. Puede sonar tópico, pero esto no es tan sencillo. He comunicado en público y he sido audiencia (las mayoría de las veces) y he de decir que no es fácil superar el mítico “mi intención es que esto no sea un monólogo”. Habitualmente no pasa de ahí, de la buena intención: hay que lograr no quedarnos en ella.
  5. Breve e intenso mejor que extenso y ligero. Los bloggers tienen vida, trabajan normalmente en horarios como los de cualquiera, y debemos adaptarnos a ellos. #Ponernosenlapieldelotro. Pero además, no olvidar que debemos hacerlo de la misma forma que nos gustaría que fuera en el caso de ser nosotros los asistentes. Si es bueno y breve, dos veces bueno.
  6. Ofrecer algo diferente. No nos vale con organizar algo que bien podríamos hacer o asistir cualquier otro día y por nuestra cuenta, hay que pensar y repensar las veces que haga falta de manera que consigamos y de verdad salir de lo esperado también en la forma y fondo del momento a compartir.
  7. Cuidar hasta la última cuestión técnica. Estar en todo al máximo nivel: que no se nos pase un problema con el wifi o similar. Que sea cómodo, que nos sintamos todos como en casa. Cuidar hasta el último de los detalles es una buena inversión de tiempo sí o sí. Da igual cuánto nos lleve. #Cariñoendosisaltas: desde antes del evento hay que moverlo hablando con los participantes elegidos en Twitter y otras vías, de haberlas. Generar expectación. También durante y después. Entregar a cada uno de ellos un detalle-recuerdo personalizado, a poder ser, siempre.
  8. Análisis de resultados: cifras. Ver qué tal ha salido todo. Medirlo todo: menciones utilizando el hashtag, conversaciones a partir de tuits sobre el evento, identificación de todos aquellos que han conversado o compartido el hashtag: ¿cuántos lo han hecho desde fuera del mismo? ¿cuántos dentro?
  9. No podemos olvidar hacer vídeo, fotos y cualquier tipo de forma de hacer permanecer el tiempo y el momento, on y offline. Al final es la manera más fiel de compartirlo.
  10. Y por último, y por supuesto, ¡no olvidar el hashtag! Ir a un evento 2.0. sin utilizar este “símbolo” es como olvidar el paraguas un día de lluvia. Es imprescindible a la hora de monitorizar y éste debe ser un trabajo que se haga antes, durante y después para un buen informe de seguimiento y resultados del mismo. Debemos medir, por supuesto y analizar. Sólo así sabremos si hemos obtenido el resultado esperado.
Comparte:Tweet about this on Twitter0Share on Facebook0Share on LinkedIn0Share on Google+4

Sobre el autor:

administrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

captcha

Please enter the CAPTCHA text

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>